viernes, 9 de agosto de 2013

Luces y sombras

En la pared del mediodía, la sombra.
Un edificio oscurece el edificio de al lado.
Allí están sus chimeneas, sus tanques de agua,
el espacio aéreo que hay en su azotea.
Miro antenas viejas e inclinadas,
ramas metálicas para los pájaros modernos.
Sombras que se elevan en bandada.

Dejo de mirar y quedo ciega por momentos
y quedan fijos en mis ojos luminosos pájaros
que se posan aquí y allá en mi escritorio
y, callados como yo, lo llenan de palabras.

1 comentario:

  1. Que lindo poema,muy descriptivo y un poco melancólico. Será lo que ves desde tu lugar de trabajo?

    ResponderEliminar