lunes, 4 de febrero de 2008

Hipo poético II

En respuesta a mi convocatoria del 15 de enero para que me enviaran poemas sobre el hipo, Caballero DeCapital me envía este poema.

¡Gracias por aceptar el reto, Caballero!

Incontrolable.
Agua en siete tragos, contener la respiración...
Ver una de terror, o dos... o una novela venezolana...
Pararme de cabeza, zapatear como el chavo...
Y no se va.

Pensar en otra cosa por esos segundos en medio...
Matarlo con la indiferencia...
Volver a asustarme con el recibo de sueldo...
O llamar a mi suegra (y que venga con mi suegro).
Nada resulta.

Llego a preguntarme si el diafragma es tan necesario.
Tanto como para no extirparmelo aunque sea un poquito.
"Involuntario espasmo del diafragma;
típicamente repetitivo varias veces por minuto"
Hasta la definición es fea..
...Me tiene podrido este hipo maldito.

No hay comentarios:

Publicar un comentario